Al abogado le erosionan las emociones

standard
2.05.2014 Categoría: Nuestra profesión 1 Comentario
Óscar León: Al abogado le erosionan las emociones

Las emociones experimentadas por nuestro abogado (rabia, tristeza, alegría) son emociones universales que afectan a todos los seres humanos. De hecho, las emociones y sentimientos conforman a la persona y dan significado a la vida de las mismas. De ahí que tanto las emociones positivas como las negativas son inevitables y hasta necesarias en nuestra carrera vital.

Sin embargo, a veces las emociones se vuelven frecuentes o muy intensas desde una perspectiva negativa (ira, tristeza, ansiedad, etc…), y en estos casos, pueden perjudicarnos abiertamente, máxime cuando hacen acto de presencia en nuestra vida profesional, retrasando o dinamitando nuestros objetivos. Por el contrario, cuando son emociones positivas, la intensidad de las mismas puede ser gratificante y conseguir ayudarnos en la consecución de nuestros objetivos.

Continuar leyendo en legaltoday.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


× 1 = uno

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies